Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Ernesto Ladrón de Guevara
Domingo, 18 de octubre de 2015 | Leída 365 veces

El euskera generador de empleo

Noticia clasificada en: Euskera Imposición lingüística

Resulta muy curiosa la noticia publicada por La Tribuna, de que el euskera es el 4,2% de PIB. Quien da los datos es el viceconsejero de Política Lingüística del Gobierno vasco, el célebre Sr Baztarrika, verdadero gurú nacionalista.

 

La lengua que no habla cotidianamente más del 15% de la población vasca resulta que da empleo a nada menos que 56.142 vascos y vascas. Igual hubiese sido mejor que este contingente de trabajadores lingüísticos se dedicara a cosas productivas para crear riqueza, innovación y desarrollo, y dejáramos la formación del espíritu nacional y el libro de consignas para cuando toda la gente estuviera trabajando para la industria, el comercio, el sector primario o la investigación para la ciencia y la tecnología. Pero no…, se jactan de crear empleo por este mecanismo, es decir, a través del dinero que usted y yo estamos dando a las instituciones a través de nuestros impuestos.

 

Si es cierto que es el 4,2 % del PIB no es motivo de orgullo sino de preocupación, pues significa que los dineros del Concierto Económico se van a pájaros y flores y a nada que genere riqueza de la buena, la de verdad, la que da bienestar, seguridad y buena vida a los sufridos ciudadanos, es decir la que genera felicidad, que para eso es en teoría la política, para lograr que la gente viva mejor.

 

Tiene bemoles que se queme tanto dinero para nada, para alimentar los egos nacionalistas y las estrategias de modificación de la cosmovisión de las cosas del común de los mortales vascos, y que alardeen encima de ello, como si de una proeza se tratara. Es decir, del saqueo de las arcas públicas para dar empleo a correveidiles, estómagos agradecidos y comisarios políticos. Y además, en el juego de argumentos a favor de la cuestión, está que el dinero dado a fines nacionalistas supera al de Innovación, el Desarrollo y la Investigación, como si esto fuera bueno.

 

¿Tan amuermada y anquilosada intelectualmente está la población vasca para recibir este mensaje como noticia positiva? No puede ser. Yo creo que la gente es inteligente, que aún no ha sido convertida en el grupo Delta de “Un mundo feliz” de Huxley, y que todavía se conserva algo de sentido crítico. Si no es así, estamos perdidos, y 1984 de Orwell es ya una realidad.

 

En todo caso, la noticia, sin que su fuente sea consciente de ello, tiene un lado positivo, que es que queda en evidencia, de propia boca del Gobierno vasco, lo que algunos francotiradores venimos diciendo, como si estuviéramos clamando en el desierto ante la desesperante pasividad y complacencia del resto de los actores políticos, que en esta cuestión se encuentran en una posición de pasmados asnales.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
La Tribuna • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress