Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
www.latribunadelpaisvasco.com
Jueves, 16 de marzo de 2017 | Leída 79 veces
Su ministro de Asuntos Exteriores afirma que pronto comenzarán las “guerras santas”

Tayyip Erdogan: “Hay un enfrentamiento en Europa entre la media luna y la cruz”

[Img #10999]

 

El presidente de Turquía, el islamista Recep Tayyip Erdogan, ha acusado a Europa de buscar un "choque" entre el cristianismo y el Islam tras el reciente fallo del Tribunal de Justicia de la UE que permite a las empresas prohibir el uso del velo musulmán a sus empleados, siempre y cuando también veten la utilización de otro tipo de símbolos religiosos.

 

Apenas unas horas después de que su ministro de Asuntos Exteriores, Mevlut Cavusogl, advirtiera al viejo continente de que “las guerras santas comenzarán pronto”, Erdogan se ha sumado al discurso islamista incendiario afirmando sin paliativos que ha comenzado “el enfrentamiento entre la media luna y la cruz”, con una terminología que alude a las antiguas Cruzadas.

 

En un discurso sumamente beligerante, Erdogan ha atacado a los líderes de los Países Bajos y Alemania, después de que en estos dos países se vetara la presencia de ministros otomanos haciendo campañas de propaganda electoral.

 

Y la guerra, al menos en su variante cibernética, parece haber comenzado. Hackers turcos se han apoderado de cuentas en Twitter de algunas instituciones y empresas occidentales y las han utilizado para lanzar mensajes a favor de Erdogan. Mientras tanto, las protestas se extienden. Un manifestante escaló el consulado holandés en Estambul y reemplazó la bandera nacional con la bandera turca, mientras que miles de musulmanes turcos han sido fotografiados apuñalando naranjas y sosteniendo carteles en los que puede leerse el eslogan "Holanda fascista".

 

Ankara también ha suspendido las conversaciones de alto nivel con funcionarios del gobierno holandés y cerró su espacio aéreo a los diplomáticos del país, mientras repite machaconamente las amenazas de cancelar el acuerdo alcanzado con la UE el año pasado para frenar el flujo de refugiados a Grecia.

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
La Tribuna • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress