Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
www.latribunadelpaisvasco.com
Sábado, 22 de abril de 2017
Informe

La legalidad de los casinos en España

En España, los juegos de azar y las apuestas en términos generales, hacen parte de la vida cotidiana de muchísimas persona. Una prueba de ello es la Lotería de Navidad, la cual se celebra una vez por año bajo el patrocinio del Ministerio de Hacienda. De modo que esta lotería convierte a una persona en millonaria de la noche a la mañana, tras ser vendidos todos los boletos disponibles a nivel nacional.


Un porcentaje de los fondos recopilados en dicha lotería serán destinados para la salud pública, la educación y las fundaciones de caridad. Ese es el mismo destino que vive un porcentaje del dinero que es percibido por los casinos y las agencias de lotería.
 

Por ello, en España los juegos de azar se encuentran regularizados por la Comisión Nacional del Juego (CNJ), donde una de las legislaciones que más la respalda es la Ley 12/2011 del 27 de mayo: ley que fue firmada por parte del Rey Juan Carlos.
 

Precisamente, en el caso del Artículo de esta legislación se puede leer toda la responsabilidad que tienen los casinos, de modo que se evite el fraude como también el garantizar que los apostadores no sean menores de edad e impedir que estos mismos caigan en la tentación de una política de juego irresponsable.
 

Esta ley expedida en el año del 2011, dista mucho de la creada en el año de 1997, conocida bajo el nombre de Real Decreto de Ley 16/1977, la cual también está firmada por el mismo Rey Juan Carlos. Esta resolución, estaba enfocada en los juegos de azar y en las apuestas que se realizaban a través de sedes oficiales, cuando aun la tecnología y el mundo de las redes eran demasiado primitivos como para permitir a los usuarios realizar apuestas desde sus hogares. De hecho, ni siquiera existían ordenadores como los de hoy en día.
 

A partir de la legislación expedida en el año del 2011, se dio entonces cobertura a todo lo relacionado con los casinos que operan de manera online y todos los impuestos que estos deben pagar al gobierno, lo mismo que las deducciones que deben recibir los mismos apostadores. De este modo la Comisión Nacional del Juego (CNJ) tiene toda la autoridad para intervenir a estas instituciones y comprobar que su transparencia frente a los usuarios es del todo autentica.
 

España, sin embargo, en materia de legislaciones sobre este tema tiene un respaldo que es muchísimo más fuerte. Este es el que le ofrece la Unión Europea a través de Resolución del 10 de marzo de 2009 creada por el Parlamento Europeo. Esta legislación, tiene como misión responder por los derechos de todos los apostadores europeos, de modo que si un italiano o un alemán realiza apuestas online en un casino español, este apostador tenga todas las garantías de cualquier otro ciudadano del mismo país.
 

Gracias a la Resolución del 10 de marzo de 2009, España se encuentra protegida por la Europol, la cual puede intervenir a los casinos de dudosa reputación y aquellos que estén vulnerando los derechos de los apostadores bajo el uso de softwares de juegos de azar mal optimizados.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
La Tribuna • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress