Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Iñigo Caballero
Viernes, 10 de noviembre de 2017

La bolsa más barata de Europa…

Dice el corresponsal en Londres de Expansión que Cataluña divide a los analistos de la City – los más listos del mundo- ; los de Lombard son optimistas y piensan que el IBEX se pondrá a 11.500 a finales de año.  No solo que la bolsa española va a subir, sino que la subida será muy importante. Que Santa Lucía les conserve la vista. Hay otros más sensatos que recomiendan no invertir nada en España, ni siquiera los bonos de nuestro colega Rajoy. Nada.


Uno de los cerebros de JP Morgan recomienda a los inversores comprar bonos del Gobierno español con vencimiento en 2044, y vender los italianos… vamos otro que se le ha ido la olla… Candidato seguro a que alguno de sus inversores le rompa la cabeza si llega a esa fecha. Dónde estará España en 2044… Se tendrá que ir poniendo en la cola para cobrar sus bonos.


Los analistas de Merrill Lynch piensan que España tiene mucho riesgo, el crecimiento económico se ve amenazado, la estabilidad política se va a resentir y el asunto va para largo… y lo que te rondaré morena.
 

Leemos en finanzas.com, el diario de información económica de mis amiguetes de Vocento, una entrevista a Daniel Lacalle, que por una vez es alguien que piensa y acierta en lo que se refiere a la nefasta actuación de los bancos centrales tanto el de Draghi como el de la FED capitaneada por la Yellen, esa señora con aspecto de ama de casa bondadosa que se atreve con los negocios de la mayor potencia del mundo. Está claro que la pinta, ni el hábito, no hacen al monje, pero si en lugar de esta señora le hubieran puesto a Charlize Theron otro gallo nos cantaría.


Lacalle termina su entrevista con un párrafo que no tenemos más remedio que transcribir:
 

< los inversores extranjeros también se dan cuenta de que a estos señores les dan igual las empresas, el crecimiento y la recuperación. Ya no es un problema de que se vayan las empresas, sino de que hay gente que quiere la separación a cualquier precio. Y para el resto, es imposible llegar a un acuerdo con una gente que quiere dialogar contigo para no hablarte nunca más.>   
 

Lacalle pone verdes a los bancos centrales por provocar esa burbuja de liquidez innecesaria que les pone en un aprieto ya que “parar” la máquina de hacer dinero sin contrapartida puede tener consecuencias desastrosas.
 

Mejor hubiera sido – agua pasada… - haber recomendado a los dirigentes mundiales de parar los gastos innecesarios y dejar los déficits fiscales en cero. Misión imposible para jabatos como el que tenemos en la Moncloa y el que se ha fugado a Bruselas…
 

El gravísimo problema que se cierne sobre las economías occidentales – y bastantes de las orientales como China – es estar sentadas en un globo inmenso de deuda que se puede pinchar en cualquier momento.
 

El estado del bienestar que nos venden los políticos sin formación ni escrúpulos se va a convertir en el estado del malestar, que será permanente.
 

En la última crónica nos hacíamos eco de algunos analistos que recomendaban comprar bancos españoles, pensando que pudieran ser el motor de las alzas del IBEX hasta el final del año.
 

Pues bien, uno de nuestros mayores y emblemáticos colosos financieros le está afectando la situación desesperada de Turquía cuyo banco central acaba de malgastar unos cuantos miles de millones de dólares para aguantar su moneda, la lira turca. Este banco español es propietario de la mayoría del Garanti del país de Erdogan, otro que necesita un equipo de psicólogos.
 

Planteo a los sagaces lectores de La Tribuna una pregunta ingenua: ¿qué les mueve a nuestros banqueros a buscarse las castañas por esos extraños lares como pueden ser Turquía, Brasil o México donde parece ser que no atan a los perros con longanizas…?

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
La Tribuna • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress